mutación Génica (MDR1) Resistencia a multiples fármacos 1

Rev. Augusto 2018

 

Portar, aunque sea una única copia de la mutación del gen de Resistencia a Múltiples Fármacos 1 (MDR1) puede hacer a un perro sensible a ciertas medicaciones, a veces hasta el punto de causarle una enfermedad neurológica seria o la muerte. Afortunadamente, existe un test de ADN extremadamente preciso que te permitirá saber si tu perro tiene esta mutación.

La mutación es tan común entre los Pastores Australianos (aproximadamente la mitad tienen al menos una copia de la mutación) que afecta a todos, e incluso los perros con mezcla de Aussie deberían ser testados. Solo hay una excepción: si los dos progenitores de un perro han sido testados y los dos están libres de mutación, ya que en ese caso no pueden transmitir la mutación, y por tanto su descendencia no necesita ser testada para la misma.

Si los resultados de la prueba de tu perro indican que tiene una o dos copias de la mutación, guarda una copia de los resultados y de la lista de medicamentos que pueden causarle sensibilidad en el archivo de tu perro. Dale copias de ambos documentos a cualquier veterinario que trate a tu perro e indíquele que no administre ninguno de los medicamentos enumerados sin su permiso expreso.

La Ivermectina fue el primer medicamento reconocido como causante de reacciones adversas en perros con mutación MDR1, pero no es el único. Otros medicamentos comunes a evitar incluyen la Acepromazina (un tranquilizante) y la Loperamida. Afortunadamente, hay medicaciones alternativas disponibles si tu perro las necesitara.

 

Testa a tu Aussie para MDR1. Su vida puede depender de ello.

traducido por Cristina Riobello Suárez